Saltar al contenido
Los MEJORES TOPS

Las 10 Mejores Cafeteras Express de 2021 – Comparativa y Guía de Compra

Bienvenido al club de los adictos al café si no puedes empezar el día sin una taza de café o terminar la comida (o la cena) sin ella.

Estamos hablando de una buena taza de café que no sólo despierta tus neuronas, sino también tus papilas gustativas. No hay preparaciones instantáneas; en su lugar, disfruta de la deliciosa experiencia de un espresso, que es rápido pero delicioso.

Café expreso y sus variantes

Aunque tu cafetera no esté a la altura, acabarás yendo a una cafetería donde sabes que te lo prepararán bien. Afortunadamente, cada vez hay más cafeteras decentes en el mercado que pueden ayudarte a preparar tu cóctel favorito ahorrando tiempo y recursos y garantizando que el café sea de tu agrado.

El objetivo es encontrar una cafetera que haga la taza de café ideal para ti, que puedas utilizar sin sentirte lento y que puedas limpiar en menos tiempo del que tardas en escurrir la taza. Puedes elegir entre las máquinas de café expreso tradicionales, como las que se utilizan en las cafeterías, o las máquinas de cápsulas más avanzadas. Ambas preparan el café a presión de la misma manera, con la única diferencia de que con las máquinas de espresso tradicionales puedes elegir el café que quieres utilizar, o si quieres usar café molido o en grano para conservar el sabor, mientras que con las máquinas de cápsulas tienes una selección más reducida dependiendo de la marca.

Si sigues esta guía, podrás elegir tu máquina de café espresso en menos tiempo del que se tarda en reventar las burbujas de su embalaje.

1. DeLonghi Magnifica

Para los baristas con poco tiempo, la cafetera a presión es ideal.

Cápsulas: no

Medidas: 23x43x35 cm

Depósito: 1,8 L

Tazas: 2

DeLonghi Magnífica
 Ver precio

Las cafeteras automáticas a presión son las más útiles… y también las más caras, ya que básicamente hacen cualquier cosa por ti, dejándote pensar sólo en degustar tu café.
La DeLonghi Magnifica destaca en esto: puedes hacer un café más corto o más largo, cambiar el volumen del sabor e incluso la temperatura del agua pulsando un solo botón y girando un mando.

Tiene un molinillo incorporado que muele el grano de café justo antes de preparar la bebida, conservando el aroma. Dispone de 13 programas para que puedas ajustar el molido a tus preferencias; no obstante, puedes utilizar café ya molido si lo deseas, como cuando te gusta el café descafeinado.

Puedes utilizar el tubo vaporizador (Cappuccino System) para espumar tu bebida tanto como quieras para disfrutar de un delicioso café con leche o un capuchino.

¿Si quiere más ventajas?

  • Dispone de un mecanismo de limpieza automatizado que hace que el aparato se friegue cada vez que se enciende y se apaga.
  • También te avisará cuando sea necesario realizar una descalcificación manual (el periodo de tiempo dependerá del uso que le des a la cafetera).

Hay dos cosas esenciales a tener en cuenta: el depósito de agua y la bandeja de goteo son reversibles.

En resumen, la DeLonghi Magnfica cumple las expectativas de cualquier cafetería respetable, ¡y tus compañeros querrán venir a tomar café!

Pros
  • El molinillo automático se puede ajustar para conseguir la molienda deseada.
  • Tolvas de cosecha y molienda en una tolva doble (ideal para el café descafeinado).
  • Se aceptan tazas y vasos de varios tamaños.
  • El café es mucho más barato por taza que las cápsulas (y de mejor calidad).
Contras
  • El coste. Esta cafetera no es barata.
  • Es muy grande, así que necesitarás espacio para guardarla y usarla.

2. Solac CA4810

Para los gourmets prácticos que buscan una taza de café única.

Cápsulas: no

Medidas: 42,8 x 37,2 x 23 cm

Depósito: 1,2 L

Tazas: 1

 Ver precio

Esta cafetera superautomática de Solac es una de las más caras de la lista, pero merece la pena. Lo hace casi todo con facilidad y le ofrece una gran variedad de posibilidades de personalización para su café.
Su capacidad ha despertado nuestro interés:

  • Tiene una jarra de 160 gramos para los granos de café que los muele, prepara la infusión en 40 segundos y se autolimpia al terminar.
  • Puedes controlar la bebida hasta 160 ml si quieres tomar café en tazas grandes. También puedes configurarla añadiendo la cantidad de café que quieras, utilizando el vapor para espumar o calentar la leche, y usando el calentador de agua para hacer infusiones.
  • Esta solac tiene un depósito de 1,2 litros que es fácil de vaciar y, aunque no es el más grande, es suficiente para no tener que rellenarlo de vez en cuando.Nos ha gustado cómo la Solac consigue realzar el sabor con su método de pre-infusión, y estamos de acuerdo en que la fragancia que emite puede satisfacer incluso a los amantes de la L profunda.La limpieza es sencilla gracias a la máquina automatizada, pero también viene con un cepillo, un trapo y muchos sobres de descalcificación para que puedas mantener tu cafetera en perfecto estado. Sabrá cuándo es necesario el mantenimiento gracias a las luces indicadoras LED.Por último, nos intrigó el sistema de ahorro de energía, que cuenta con un apagado automático que puedes programar a la hora que más te convenga.La Solac es una cafetera que te permite preparar el café según tus preferencias de una manera cómoda, rápida y personalizable.
Pros
  • Consiga su café especial.
  • Planificación extremadamente rápida
  • También viene con un kit de autolimpieza y reparación.
Contras
  • Acepta sólo granos de café.
  • El depósito es un poco pequeño.
  • Para una sola taza

3. Cecotec Power Expresso

La cafetera más potente al precio más asequible.

Cápsulas: no

Medidas: 25x30x30 cm

Depósito: 1,5 L

Tazas: 2

Cecotec Power Expresso
 Ver precio

La Cecotec Power Expresso está dirigida específicamente a los consumidores de café que no quieren gastar mucho dinero en una cafetera espresso.
Su mejor característica es un precio decente (menos de 100 €) y muchos detalles que la diferencian de la competencia: una bandeja superior para precalentar las tazas (similar a las que se utilizan en las cafeterías), agua caliente para las infusiones, tubo de vaporización y un depósito de 1,5 litros que se puede extraer…

Obviamente, no es una cafetera sencilla -todos esos extras ocupan espacio- pero consigue con creces producir un espresso impecable con toda la crema que lo distingue.

Su uso es realmente sencillo, ya que el panel de control se ha racionalizado al máximo: se puede controlar todo, excepto la rosca para el tubo de vapor, con sólo tres teclas. Te ayuda a preparar dos tazas de café al mismo tiempo.

Otra característica es que, aunque está diseñada para usarse con café molido (no tiene molinillo interno, como habrás adivinado por el precio), también puede usarse con café monodosis, lo que aumenta su versatilidad.

La Cecotec Power Expresso es una forma perfecta de lanzar tu carrera como barista sin arruinarte.

Pros
  • Excelente relación calidad-precio.
  • Es muy fácil de usar y ordenada.
  • Se pueden preparar dos tazas de café a la vez.
Contras
  • Es muy grande.
  • No tiene un botón de parada incorporado.

4. Solac CE4480

Una máquina de café expreso convencional es sencilla, práctica y potente.

Cápsulas: no

Medidas: 26x32x32 cm

Depósito: 1,2 L

Tazas: 2

 Ver precio

Solac es una empresa española que se fundó a principios del siglo XX y lanzó la primera cafetera doméstica en 1935, así que saben lo que hacen. Esta Solac CE4480 de acero inoxidable es duradera y fácil de fregar.
El depósito desechable de 1,2 litros cuenta con una bandeja de calentamiento de tazas para mantener la botella caliente antes de preparar el café. La placa, así como el tubo espumador para espumar la leche, es de acero inoxidable, y es mucho más higiénico que otros de juntas de plástico.

El portafiltro debe cargarse manualmente con café molido y puede preparar una o dos tazas a la vez.

Sólo tiene tres botones para su funcionamiento: encendido/apagado, extracción de café y encendido del vaporizador, que se controla mediante un tornillo, similar a los utilizados en las cafeterías. Tras un tiempo de inactividad, se apaga sola (se puede programar el tiempo).

La distancia entre la salida y la bandeja es muy alta, lo que permite utilizar tazas o vasos más grandes que los de un café monodosis.

Con todas estas características, la Solac CE4480 es una opción económica que produce un rendimiento satisfactorio.

Pros
  • Buena relación calidad-precio.
  • Compacto y fiable.
  • Tras un tiempo de inactividad, el sistema se apaga automáticamente.
  • La limpieza y el mantenimiento son fáciles.
Contras
  • El tubo del vaporizador tiene un toque de rigidez.
  • Puede ser un poco más ruidoso.

Las 3 mejores cafeteras de cápsulas Nespresso

1. Krups Nespresso Essenza Mini

Para las cocinas pequeñas y modernas, una cafetera de cápsulas Nespresso.

Cápsulas: Nespresso

Medidas: 20x8x33 cm

Depósito: 0,6 L

Tazas: 1

Krups Nespresso Essenza Mini
 Ver precio

A pesar de su escala limitada, la Nespresso Essenza de Krups fue capaz de realizar una variedad de tareas.
A pesar de ello, cuenta con la fuerza habitual de Nespresso, que te ayuda a tomar una gran taza de café con toda su leche. Puedes adaptarlo a tu gusto, como es típico de la marca, haciéndolo más intenso o más largo.

Sólo tienes que esperar 25 segundos desde que la enciendes para tomar el café. A los 3 minutos, entra en funcionamiento el modo de ahorro de energía. Por si fuera poco, tras 9 minutos de inactividad, se apaga sola, ¡para que no tengas que pensarlo!

Si te gusta esta cafetera, deberías empezar a quererla desde el primer momento porque viene con un paquete de cápsulas Nespresso para que puedas probar los distintos sabores. También incluye un cupón de 20 euros que se puede utilizar para comprar cápsulas adicionales, pero sólo si haces una compra mayor.

No es necesario utilizar el café original de Nespresso; varias marcas blancas ofrecen alternativas compatibles.

Tiene un contenedor de 9 unidades para las cápsulas usadas y un depósito de 0,6 litros (unos cinco cafés). Hay que tener en cuenta que la bandeja de goteo es reutilizable pero no plegable si se toma el café y la leche en una taza grande. Es decir, hay que quitarla para que quepa la taza.

Es probablemente el inconveniente más grande de esta Krups Nespresso, que por lo demás es una cafetera excepcional para cocinas pequeñas.

Pros
  • Excelente valor para el capital.
  • La báscula es extremadamente pequeña.
  • Sólo tarda 25 segundos en calentarse.
  • Permite variar la fuerza y la cantidad del café.
Contras
  • La bandeja de goteo debe retirarse si se utiliza una taza grande.
  • El depósito de agua tiene una capacidad de sólo 0,6L. (aproximadamente 5 cafés).

2. Nespresso Pixie

Una Nespresso con diseño urbano para los conocedores del café.

Cápsulas: Nespresso

Medidas: 34x18x27 cm

Depósito: 0,7 L

Tazas: 1

Nespresso Pixie
 Ver precio

Nespresso ha inventado la cafetera Pixie. La Pixie es pequeña pero fuerte, con un diseño fino (como se espera de la marca) y una excelente funcionalidad.
Cuenta con un sistema de apagado automático tras 9 minutos de inactividad, además de la posibilidad de elegir la intensidad del café, el pack de cápsulas de bienvenida y su rapidísimo calentamiento desde que se enciende.

Cuando se queda sin agua, se encienden luces rojas para avisar hasta que el motor se estropea. Es increíblemente práctico y no tienes que vaciar el depósito para rellenarlo. Además:

  • El depósito puede transportar hasta 10 cápsulas usadas y contiene 0’7 litros de agua.
  • La bandeja de goteo se pliega, lo que le permite preparar la leche en tazas más altas.

Todo lo que necesita para disfrutar de un delicioso café espresso sin necesidad de sudar la gota gorda.

Además, es estéticamente agradable en todos sus matices. La Pixie es uno de los modelos más famosos de Nesspreso por su diseño y su relación calidad-precio.

Pros
  • Luz que parpadea cuando el depósito está vacío.
  • Se pueden utilizar tazas más grandes con una bandeja plegable.
  • Se calienta rápidamente y se apaga tras 9 minutos de inactividad.
Contras
  • Tiene un volumen mucho mayor que la mayoría de las unidades Nespresso.

3. Wacaco Minipresso NS

Una cafetera de cápsulas que permite llevar el café a todas partes.

Cápsulas: Nespresso

Medidas: 17x7x6 cm

Depósito: 0,07 L

Tazas: 1

Wacaco Minipresso NS
 Ver precio

El Minipresso NS de Wacaco está aquí para salvarte, tanto si conduces a menudo como si tu oficina carece de una cafetera decente y lo odias. Ahora puedes llevarte tu café en cápsulas y prepararlo dondequiera que estés.
Al fin y al cabo, se trata de una cafetera de viaje. Muchos hoteles tienen una bomba de agua, pero un verdadero conocedor del café no se conformaría con un café soluble. Así que llene el depósito con agua caliente, presione la palanca unas cuantas veces y ¡su espresso estará listo!

La tensión no es tan alta como la de una cafetera automática, pero es suficiente para salvar el viaje y conseguir una buena taza de café en zonas donde no creías que fuera posible.

Sólo pesa 350 gramos y ocupa muy poco espacio en su bolsa o maleta.

Con la Wacaco Minipresso se incluye un cepillo de lavado y una taza para verter el café. Un depósito de agua más grande, cestas con filtro para preparar el café sin cápsulas y una bolsa de viaje de EVA están disponibles por separado.

Pros
  • Deberías llevarlo de paseo contigo.
  • Es pequeño y ligero.
  • No necesita combustible.
Contras
  • Debe obtener agua caliente.
  • En comparación con una unidad Nespresso normal, la fricción es menor.

Las 3 mejores cafeteras de cápsulas de otras marcas en 2021

1. Bosch Tassimo Vivy2

Una pequeña cafetera de cápsulas Tassimo que está a la altura de las circunstancias.

Cápsulas: Tassimo

Medidas: 16x31x25 cm

Depósito: 0,7 L

Tazas: 1

Bosch Tassimo Vivy2
 Ver precio

Es una de las cafeteras más pequeñas del mercado, pero tiene una de las mejores relaciones calidad-precio.
La Bosch Vivy2, al igual que todas las Tassimos, puede hacer una gran variedad de bebidas además de café, lo que la hace adecuada para hogares pequeños u oficinas donde puede ser utilizada por varias personas.

No te preocupes, ya que cuenta con un sistema automático de limpieza y descalcificación que se activa con cada uso, los sabores de las distintas bebidas nunca desentonarán.

Está automatizado y se detiene automáticamente cuando el café (o el chocolate o el té) está a la temperatura, la cantidad y la intensidad correctas, lo que facilita la preparación de la bebida gracias a las cápsulas T-Disc con código de barras. Las cápsulas de marca blanca, en cambio, no parecen funcionar bien con el mecanismo: algo a tener en cuenta.

Se calienta rápidamente y puedes preparar tu café en segundos, aunque sea la primera taza del día. Además, su pequeño tamaño no limita su capacidad, ya que cuenta con un depósito de agua de 0,7 litros.

El soporte de olla ajustable en altura de la Tassimo Vivy2 de Bosch te permite utilizar tu taza preferida sin tener que hacer malabares para evitar que se derrame el café al sacarlo de la base.

Pros
  • Su tamaño compacto le permite encajar en casi cualquier habitación.
  • Es una de las cafeteras más económicas que existen.
  • Es autónoma; cuando el café está listo, se detiene por completo.
  • Puede hacer una variedad de bebidas además del café, como cacao, infusiones, etc.
Contras
  • Las cápsulas con etiqueta privada provocan problemas de fiabilidad.
  • Para las oficinas o lugares de trabajo, el depósito de agua es insuficiente.

2. DeLonghi Dolce Gusto Piccolo

Un sistema de café en cápsulas Dolce Gusto que le permite personalizar su bebida.

Cápsulas: Dolce Gusto

Medidas: 28x15x22 cm

Depósito: 0,6 L

Tazas: 1

DeLonghi Dolce Gusto Piccolo
 Ver precio

Dolce Gusto es propiedad de Nestlé, y sus dos cafeteras funcionan de la misma manera, por lo que la De Longhi Piccolo no tiene nada que ver.
La principal distinción entre los modelos es si son manuales (requieren que interrumpas la máquina) o automáticas (se detienen solas cuando el café está listo). Obviamente, la opción manual se limita a las más sencillas y económicas.

El resto de distinciones entre las cafeteras son sobre todo estéticas. Las máquinas Dolce Gusto tienen un estilo muy atractivo, con líneas elegantes y redondeadas y colores vivos.

Piccolo es uno de los modelos más básicos y conocidos de la marca, así como uno de los más asequibles. Como se ha dicho anteriormente, esto indica que es un modelo manual, y hay que estar pendiente de él mientras se prepara el café. Tiene una capacidad de depósito de 0,6 litros.

Además de café solo, se puede preparar con leche o cacao, así como bebidas frías e infusiones, por lo que atiende a un amplio abanico de gustos.

Se pueden encontrar cápsulas compatibles (de fabricantes de marcas blancas) para esta De Longhi Dolce Gusto Piccolo por un poco menos que las originales.

Pros
  • La escala se ha reducido.
  • Permite preparar una gran variedad de bebidas, incluidas las congeladas, además del café.
  • Desde el momento en que se enciende, se calienta rápidamente.
Contras
  • Al ser manual, hay que apagarla cuando se acaba el café.
  • No dispone de un depósito para las cápsulas usadas, por lo que debes retirarlas manualmente.

3. Philips Senseo Original XL

Para las cafeteras ecológicas, este sistema con cápsulas Senseo es ideal.

Cápsulas: Senseo Marcilla

Medidas: 22x46x37 cm

Depósito: 1,2 L

Tazas: 2

Philips Senseo Original XL
 Ver precio

Las cafeteras Senseo, que se utilizan para el café Marcilla, están fabricadas por Philips. Esta combinación da lugar a la principal distinción de la Senseo con respecto a otras cafeteras espresso, que es que no utiliza cápsulas extraíbles.
Las cápsulas Senseo son bolitas biodegradables de una sola dosis que sustituyen al plástico o al aluminio.

Esto tiene dos ventajas: en primer lugar, se generan menos residuos por cada café (no hay que coger una cápsula de plástico o aluminio); y en segundo lugar, las pastillas monodosis son menos caras que las cápsulas, lo que hace que el café sea más rentable a largo plazo.

Más allá de la original de Marcilla, ya hay muchos fabricantes de marca blanca que las venden, así que tienes una preferencia.

El depósito de 1,2 litros de la Philips Senseo Original XL es más grande que el de la mayoría de las cafeteras espresso, lo que te permite hacer más preparaciones sin necesidad de rellenarlo. También te anima a hacer una o dos tazas de café al mismo tiempo, pero si eres dos tazas, asegúrate de usar dos cápsulas o acabarás con una bebida aguada.

Este modelo (junto con su hermano menor, que tiene un depósito de 0,7 litros) es muy popular en Europa. Hay personas que lo utilizan regularmente desde hace años, lo que garantiza su durabilidad y resistencia.

Podemos deducir que la Philips Senseo Original tiene una de las mejores relaciones calidad-precio del sector en función de su longevidad y del coste por café.

Pros
  • Las dosis únicas son baratas y seguras para la comunidad.
  • Depósito de tamaño considerable.
  • Permite la elaboración simultánea de dos cafés.
Contras
  • Las cápsulas no se venden en ninguna tienda.
  • Si quieres una buena taza de café, utiliza dos cápsulas.

Comparativa de las mejores cafeteras express

Aquí tienes una tabla comparativa de las mejores cafeteras express del mercado para que veas cómo se comparan.

Recomendaciones

La mejor cafetera express: De Longhi Magnifica

DeLonghi Magnífica
 Ver precio

La superautomática DeLonghi Magnifica es una de las mejores cafeteras a presión del mercado, gracias a la amplia experiencia del fabricante italiano.
Una cafetera de precio medio-alto con unas prestaciones que justifican sobradamente su coste:

  • La doble tolva te permite utilizar tanto café en grano como molido, lo que te permite sentir toda la intensidad de un espresso aunque estés tomando café descafeinado; esta característica no se encuentra en muchas cafeteras, ¡y nos encanta!
  • El molinillo automático incorporado le garantiza que obtendrá café recién molido todas las mañanas, en la cantidad adecuada para su taza, y con la posibilidad de cambiar el molido para adaptarlo a sus preferencias.
  • Las opciones para personalizar su café: además del grosor del molido, los 13 programas del molinillo le permiten elegir un café largo, medio o corto, un aroma moderado o fuerte, una temperatura más o menos alta, etc. Ya que, a pesar de estar automatizado, le ayuda a afinar cualquier aspecto de su bebida de forma manual.

En pocas palabras, es una forma fantástica de obtener su café en casa sin tener que lidiar con todas las características de una máquina de café espresso manual. Prepara tu bolsillo, por supuesto, y si quieres prestaciones, debes pagarlas.

 

La mejor cafetera express barata: Cecotec Power Expresso

Cecotec Power Expresso
 Ver precio

¿No se trata de disfrutar de una taza de café “como en una cafetería” sin vaciar la cartera?
Por eso, elegir la cafetera espresso barata adecuada fue muy fácil: la Cecotec Power Expresso, sin duda.

Te preguntarás por qué se utiliza “sin duda”. Y es que todo lo que ofrece, a su precio actual, es una fantástica oportunidad:

  • Funciona con café molido que debe cargarse manualmente, lo que le permite preparar un espresso descafeinado para mantener bajo control su consumo diario de cafeína.
  • Si quieres compartirla con tus amigos, puedes hacer uno o dos cafés al mismo tiempo.
  • Puedes utilizar el tubo vaporizador para hacer infusiones o espumar la leche para obtener un delicioso capuchino o café con leche.Una opción fantástica en relación calidad-precio para iniciarse en la experiencia barista. Por supuesto, haz un hueco en tu encimera para todas estas soluciones, ya que todas requieren poco espacio.

 

La mejor cafetera de cápsulas Nespresso: Nespresso Pixie

Nespresso Pixie
 Ver precio

No hace falta decir que adoramos la cafetera Krups, que tiene una gran relación calidad-precio.
La Nespresso Pixie, en cambio, es nuestra mejor elección por muchas razones:

 

La mejor cafetera de cápsulas no Nespresso: Dolce Gusto Piccolo

DeLonghi Dolce Gusto Piccolo
 Ver precio

Aunque es innegable que Nespresso es el líder del mercado, hay otras marcas que lo hacen casi tan bien, como es el caso de la De Longhi Dolce Gusto Piccolo.
Ya que posee una serie de características que la convierten en una excelente opción:

  • Una relación calidad-precio sobresaliente, ya que ejecuta su trabajo admirablemente por menos de 100 € (sin contar las ofertas que se pueden encontrar).
  • Dispone de una opción multibebida que te ayuda a preparar otras bebidas además del café: hay disponibles en el mercado pastillas de chocolate, café con leche, infusiones, etc. Así, puedes hacerlo para toda la familia (o para todos en la oficina). ¡Esto incluye las bebidas heladas!
  • Es pequeña, comparada con otros modelos de la misma familia, pero eso no significa que sea menos potente. Tiene casi todas las mismas características que otros productos Dolce Gusto, pero en un paquete más pequeño.

Si hay que encontrarle un defecto, es que es manual; es decir, no se apaga hasta que deja de hacer café, sino que hay que apagarla. Esta característica está disponible en otras máquinas Dolce Gusto de gama alta, pero tiene un precio. Es usted quien debe determinar si merece la pena o no.

Guía para comprar una cafetera express

Los consumidores de café espresso tienen una gran cantidad de formas de preparar su cóctel favorito.

Pueden utilizar una cafetera italiana, francesa, americana, napoletana, espresso, mecánica, semiautomática, de émbolo, autolimpiante, calentadora de leche, monodosis, con detector de cal, o cafeteras que suelen permitir infusiones para lograrlo.

¡Mente tranquila! Elegir es más sencillo de lo que parece, sólo hay que tener en cuenta qué es lo más importante para ti a la hora de hacer café.

Características a la hora de elegir una cafetera

  • Bares: El bar se refiere a la cantidad de presión que ejerce el agua al pasar por el café. 9 bares es la presión ideal para un gran espresso. Esto es lo que encontrarás en la mayoría de las cafeterías, o al menos en las que se esfuerzan por conseguir una taza rica y cremosa… Si es así, ¿por qué algunas cafeteras tienen hasta 20 bares? Y en una cafetera doméstica hay varios “puntos de fuga” por los que se escapa la tensión. En la hostelería se utilizan robots expertos para controlar la presión independientemente de otras condiciones, como el caudal de agua. La bomba de una cafetera casera es vibratoria, y el flujo de agua tiene un efecto: cuanto mayor sea el flujo, menor será la presión que envíe. Esto no quiere decir que sea lo único o quizás lo más importante a tener en cuenta a la hora de comprar una cafetera. Si lo anterior está bien calibrado, una cafetera de 20 bares tendrá el mismo resultado que una con mucho menos. Comprueba la consistencia del café o la bebida, así como el grosor de la molienda y el prensado del filtro (si no usas cápsulas). Descubrirás la fórmula adecuada a tus gustos por ensayo y error.
  • Espumador de leche: Si tu café con leche es tu favorito, adorarás la pequeña espuma que se forma en la parte superior de la taza. Necesitarás un espumador para conseguirlo, ya que la espuma no es más que burbujas de vapor que hacen que la leche sea “esponjosa”. Un espumador es un tubo del que sale vapor -con cuidado de no quemarse- y que se introduce en una jarra de leche en la mayoría de las máquinas de café expreso convencionales. Puedes conseguir la textura dulce sirviéndola con un movimiento de muñeca. Otras cafeteras, incluidas las de Nespresso, tienen un sistema diferente para este fin. Se trata de una jarra eléctrica sin vapor que calienta y bate simultáneamente la leche hasta que burbujea. El resultado final es casi idéntico al de un espumador convencional.
  • Molinillo: Si usas cápsulas, no te interesará esta parte, así que tendrás que conformarte con el café cuando venga preparado (a menos que prepares tus propias cápsulas rellenables). Si no, existen cafeteras con molinillo recargable. Lo ideal es que puedas controlar la velocidad del molido. Normalmente, lo más fino es lo mejor, pero en este caso, la preferencia personal juega un papel importante. Es más inteligente experimentar para ver qué es lo que mejor te funciona.
  • Cafetera, automática vs. manual: La comodidad tiene un coste, como siempre. Si preparas tu café a mano, prestando atención a cada paso del proceso y midiendo la intensidad y “duración” del café, saldrá exactamente como te gusta. Otros, en cambio, se conforman con el resultado normal y prefieren olvidarse de él y pulsar un solo botón. No obstante, cada vez son más las cafeteras automáticas que cuentan con sistemas de personalización, como la cantidad de agua para un café largo o corto, o la fuerza del molinillo.
  • Variedad de cápsulas: Si el café en cápsulas es su favorito, hay dos estilos para elegir: Nespresso y el resto. Las cápsulas Nespresso se basan en el café y ofrecen una amplia gama de opciones en el mercado, incluyendo orígenes de café, mezclas completas, aromatizaciones y más. Si quieres leche en tu café, por ejemplo, tendrás que aplicarla después de usar la cafetera. Si opta por otras bebidas calientes, como el café con leche, el cacao o las infusiones, es posible que desee buscar otras marcas de cápsulas que tengan una gama más amplia de opciones.

 

¿Cómo hacer un buen café expreso?

Para preparar un espresso, se introduce un pequeño volumen de agua hirviendo en el café finamente molido y comprimido bajo el calor, lo que produce un café intenso con una deliciosa corona dorada casi al instante.

Taza de café expresoPreparar un espresso, según los puristas, es un ritual que mezcla artesanía y técnica. También tiene su propio conjunto de leyes, como todos los rituales:

  • El volumen mínimo es de unos 7 y 8 gramos de café por taza.
  • La temperatura del agua oscila entre 88 y 92 grados centígrados.
  • La intensidad del agua debe ser de al menos 9 bares al pasar por el molinillo.
  • Tiempo de preparación: entre 20 y 30 segundos

¿No es todo esto demasiado para una pequeña taza de café?
Para ello, disponemos de una serie de dispositivos que modificarán automáticamente todos estos factores, dejándole libre para disfrutar de su taza.

Cualquier cafetera que desee puede calentar el agua, crear la presión suficiente y moler los granos hasta conseguir la consistencia perfecta. Sin embargo, no todas lo hacen en el mismo tiempo, por la misma cantidad de energía, al mismo precio o de la misma manera. No se obtiene el mismo resultado, por supuesto.

Por lo tanto, piense en cómo le gusta el café y en cuánto dinero puede gastar antes de seleccionar la cafetera espresso adecuada para usted.

¿Qué tipos de cafeteras hay en el mercado?

Aunque sólo las cafeteras a presión de las que se habla en este artículo se llaman “exprés” porque preparan el café con facilidad, hay otros tipos de cafeteras que se utilizan desde hace mucho más tiempo.

1. Cafetera italiana o moka

Esta es la cafetera que todos tenemos o hemos tenido en casa, la que tenemos desde hace mucho tiempo.

Cafetera italianaEs una cafetera con dos cuerpos. Un cuerpo inferior, en el que se vierte el agua y se coloca un cazo en forma de embudo que contiene el café molido, y un cuerpo superior, en el que el agua asciende mientras se cuece, infusionando el café molido.

Como la presión es baja (alrededor de 1,5 bares), tarda mucho en bombear todo el agua del café molido, pero su mejor característica es su facilidad de uso y su tamaño compacto.

Y, por supuesto, está el precio: empiezan en 7 euros, pero dependiendo del material de envasado o del productor, pueden costar hasta 100 euros.

La cantidad de molido y prensado en la taza determina el sabor del café. La consistencia de la materia prima, como siempre, es fundamental para conseguir un producto final satisfactorio.

Hay incluso tamaños para todos los gustos, que van desde una taza hasta doce tazas, siendo seis las más comunes.

El café recalentado, por su parte, ya no es lo mismo, así que opte por el tamaño que realmente le guste. Si te encuentras con ganas de más café, lo mejor es hacer una segunda tanda.

2. Cafetera francesa o de émbolo

Aunque el proceso de elaboración tarda un poco más que en una cafetera italiana, también es muy común y rentable. Pero no se preocupe, no tardará mucho.

Se trata de una olla cilíndrica, normalmente de cristal, en la que se vierte el café molido y luego se echa agua casi hirviendo por encima. Este “casi” es crucial: una vez que se añada agua caliente, la molienda se “quemará”, lo que dará lugar a un café amargo.

La tapa (que tiene un filtro metálico) se coloca en la parte superior, y el émbolo se baja lentamente, empujando el café molido hacia el fondo después de 3 o 4 minutos de infusión. Para evitar que atraviese el filtro, la molienda no debe ser demasiado buena.

Si desea un café con cuerpo, elija un tipo intenso que carezca de un espresso demasiado ligero, ya que se trata de una elaboración de infusión.

En términos de coste y mantenimiento, es la más rentable y sencilla. Por diez euros, puedes hacerte con tu propia cafetera, que podrás limpiar fácilmente en el lavavajillas. También te sugerimos que desmontes el filtro de vez en cuando para limpiarlo a fondo.

3. Cafetera americana o de goteo

Cafetera de goteoYa has visto mil veces la tradicional cafetera de las películas americanas, la jarra de cristal con la que rellenan una y otra vez las tazas de los clientes de la cafetería.

Lo cierto es que no hay que usarla como cafetera para que no haya ningún tipo de roce, pero te lo contamos porque es realmente útil y sencilla de usar.

El aparato tiene un depósito de agua que, al calentarse, pasa por un filtro que contiene el molido (normalmente de papel), que gotea en una jarra, infusionando el café. Si el molido es demasiado grueso, el agua no lo absorberá completamente, lo que dará lugar a un café aguado.

La jarra está montada sobre un elemento calefactor que mantiene el café caliente todo el tiempo, lo que lo hace poco apetecible después de muchos recalentamientos.

En realidad, incluso a los baristas más exigentes no les gusta el café que producen estas máquinas, pero tienen una gran ventaja: son extremadamente funcionales. No hay que estar pendiente de ellas, e incluso se pueden programar para que preparen el café en cualquier momento que se desee. ¿A quién no le gusta el aroma del café recién hecho al levantarse?

Hay versiones muy asequibles, con cafeteras a partir de 15 euros. Sólo hay que tener en cuenta que no hay que ser demasiado exigente con el sabor.

4. Cafetera de cápsulas

Cafetera italianaAunque las máquinas de café expreso con cápsulas monodosis existen desde la década de 1980, Nespresso (y, por supuesto, George Clooney, What else?) encabezó el movimiento en los primeros años del siglo XXI.

Son muy fáciles de usar porque sólo hay que introducir la cápsula deseada, pulsar el botón y el café estará listo en segundos. Son la opción preferida para oficinas y centros de trabajo porque ocupan relativamente poco espacio, son fáciles de limpiar y mantener, y se pueden personalizar para adaptarse a cualquier gusto gracias a la gran variedad de sabores e intensidades disponibles en el mercado.

Y aquí se explica cómo utilizar estas máquinas de café espresso: mire las cápsulas.

5. Cafetera express (sin cápsulas)

Cafetera express

Empecemos por las palabras mayores: estas cafeteras se parecen a las que se utilizan en bares y cafeterías, pero están disponibles para uso doméstico.

Calientan el agua a alta presión y luego la introducen en el cazo con el filtro de café. Este cazo suele estar en un portafiltros con un brazo giratorio que lo ajusta y aprieta en la cafetera. El efecto es un café rico, intenso y con mucho cuerpo que satisfará incluso a los conocedores de café más exigentes.

Muchas versiones suelen tener un tubo vaporizador que calienta la leche y, si se desea, añade una gruesa capa de espuma al espresso.

Como cada vez son más comunes, hay una gran variedad de modelos para elegir. Que empiece la fiesta:

  • Las cafeteras automáticas son las más fáciles de usar y lo hacen casi todo por ti. Incluso verter el café en el filtro es fácil, ya que vienen con un molinillo automático que muele exactamente la cantidad adecuada de café para cada infusión. Esto, por supuesto, requiere el uso de granos de café, lo que puede suponer un reto para aquellos que deseen afinar cualquier aspecto del proceso de elaboración del café, ya que no podrá cambiar el volumen de café o la cepa a menos que compre un modelo con costes desorbitados. A la hora de elegir una de estas unidades, hay que tener en cuenta la consistencia del molinillo. Cuanto más cara sea la cafetera, más suave será el molinillo. Las versiones de gama alta permiten controlar la calidad y el nivel de molido, así como la cantidad de café por taza (entre 7 y 8 gramos). La desventaja más importante al elegir una de estas cafeteras es el precio: incluso los modelos más básicos rara vez cuestan menos de 100 euros, y los más avanzados superan los 1000 euros. Pero, eso sí, el espresso que va a tomar es delicioso (si utiliza un grano de café de alta calidad), y sólo le llevará unos minutos prepararlo.
  • Las cafeteras espresso manuales le dan todo el poder sobre el proceso de preparación, ya que usted elige el café, la cantidad, el grado de prensado y la cantidad de agua o leche que desea añadir. En otras palabras, debe hacerlo usted mismo, lo que puede ser ventajoso si es un experto cafetero o desventajoso si no tiene suficiente tiempo para dedicarle. Pero, si eres un barista exigente, ésta es sin duda tu única opción. La que te permite ser tan sibarita en tu café como puedas. Además, son más económicas que las automáticas, lo que supone otra ventaja. Hay versiones manuales que pueden manejar café en grano y también cápsulas monodosis. Tienen una estética muy atractiva y suelen ser de acero inoxidable y/o aluminio, lo que las hace muy robustas y resistentes. No olvides mirar la capacidad del depósito de agua (para calcular cuántos cafés puedes hacer sin rellenarlo). Luego puedes mirar los “accesorios”: si incluye o no tubo vaporizador para la leche, cierre automático, filtro de agua… Si puedes espumar la leche, quizá te animes a hacer una de estas pequeñas obras de arte:

Obviamente, cuantas más prestaciones tenga una cafetera manual, más cara será, pero se pueden encontrar máquinas de calidad por menos de 100 euros, algo inaudito para una automática.

Tipos de cápsulas para café expreso

Ya que no todas las cápsulas son compatibles con cualquier unidad. Si no eres un fan incondicional de una sola marca, esto puede ser un gran escollo para dejar que tu adicción a la cafeína se desborde.

Nespresso, Dolce Gusto, Tassimo y Marcilla Senseo son los cuatro principales actores del mercado. Son tan fuertes que algunos fabricantes de electrodomésticos venden máquinas de café espresso que funcionan con tres de estas cuatro cápsulas (DeLonghi, Krups, Philips… ). No descarte ninguna de estas otras marcas porque su relación calidad-precio suele ser excelente.

Pero primero, veamos las cuatro grandes:

1. Nespresso

Es sin duda la más conocida, así como la que tiene la mayor selección de cápsulas de café.
Forma parte de la corporación Nestlé, que tiene el mayor nombre público.

Independientemente del fabricante, todas las cafeteras Nespresso utilizan las mismas cápsulas. Los depósitos de agua contienen entre 0,7 y 1,2 litros de agua, según el tipo.
Tienen fama de ser caras debido a su naturaleza y al elevado gasto en publicidad, aunque esto no es del todo cierto, ya que hay opciones para todos los bolsillos.

Las cápsulas iniciales son muy costosas y sólo pueden adquirirse en comercios autorizados (en línea o físicos). Sin embargo, las cápsulas conformes están ahora disponibles a un coste menor en la mayoría de los supermercados.

Nespresso tiene un papel diferenciado en la industria del café en comparación con otras variedades de cápsulas. No hay más opciones. Pase al siguiente punto si le gusta el café con azúcar, las infusiones o las galletas.

2. Dolce Gusto

También es propiedad de Nestlé, pero se centra en un mercado diferente y tiene servicios distintos. Una de las cualidades más atractivas es que no se limita a las cápsulas de café, sino que también incluye chocolates, tés, bebidas congeladas, cafés con leche y otras bebidas. Este aspecto lo hace especialmente atractivo para las oficinas, ya que hay una selección variada de bebidas para todos los gustos.

Además, las ofertas más asequibles están mucho más disponibles que la gama baja de Nespresso, con una edición estándar que cuesta menos de 50 euros.

Hay versiones manuales (que tienes que evitar cuando tienes la cantidad de bebida que quieres) y modelos automáticos dentro de la Dolce Gusto (que se paran solos, preseleccionando la cantidad e intensidad de café que quieres). Realmente, el contenido final del café es muy similar, pero la opción entre un modelo manual y uno automático obedece más a consideraciones económicas (los manuales son más baratos) que a razones simplemente estéticas.

Su mayor inconveniente radica en su versatilidad: puede hacer una gran variedad de bebidas, pero tendrás que comprar varios paquetes antes de encontrar uno que se adapte a ti. Además, ¡no hay lugar para colocar las cápsulas usadas! Con cada uso, hay que limpiarlas manualmente.

3. Tassimo

Es una marca de la empresa de electrodomésticos Bosch, lo que es una promesa en sí misma.

Tienen un diferenciador clave, que se basa en la tecnología: sus cápsulas (denominadas T-Disc) tienen un código de barras que la cafetera lee para asegurar que cada bebida se prepara correctamente. De este modo, no es necesario conocer la máquina en absoluto, por lo que es muy fácil de usar. Si se opta por darle “el toque” al café, se debe cambiar manualmente el volumen del mismo.

Lo mejor de las cafeteras Tassimo es lo asequibles que son. Tendrás tu propia cafetera en casa por menos de 30€. También tiene la mayor selección de bebidas (cafés, chocolates, infusiones, etc.), lo que es un plus.

Sin embargo, hay una desventaja: no hay depósito para las cápsulas usadas, y no hay marcas blancas que sean compatibles.

4. Marcilla Senseo

Philips es el fabricante de esta marca. Su principal diferencia con respecto a las demás es que utiliza cápsulas de café Marcilla (una especie de bolsa de papel) en lugar de cápsulas. La segunda distinción importante es que cuestan aproximadamente la mitad de lo que cuestan la mayoría de los aparatos de café espresso, y las cápsulas son incluso más baratas que las de papel.

Puede que no sean las mejores máquinas para hacer café, pero sus infusiones tienen la mejor relación calidad-precio.

Todas las cafeteras son de mayor tamaño que las de otros proveedores, lo que les confiere mayor estabilidad que otras.

 

Consejos prácticos para una buena elección

La función principal de una cafetera es saludar cada mañana o ayudarle a terminar una cena. Sin embargo, la gran cantidad de modelos que hay en el mercado puede hacer que la decisión sea un poco más difícil.

Tenga en cuenta si le gusta el café, cuánto tiempo suele dedicar a prepararlo y el presupuesto que quiere destinar a este electrodoméstico para asegurarse de tomar la mejor decisión posible. Hay quienes sólo quieren su dosis de cafeína, y quienes aprecian el ritual y el sabor de una buena taza de café.

En tu cocina, la máquina de café espresso que es ideal para tu oficina puede ser una porquería, y viceversa. Así que calcula lo que vas a necesitar en cada momento, prepara tu café favorito y envía nuestros mejores deseos a Juan Valdés.